Seleccionar página

En caso de que se necesite dinero, solicitar un préstamo podría ser la primera de las ideas que pase por su cabeza. No obstante, es una decisión que debe pensarse detenidamente, repase todos los posibles escenarios y posibilidades antes de optar por esta opción.

Antes de abordar el tema de cuándo se recomienda solicitar un préstamo, es necesario que recalquemos que si el dinero que gana cada mes no es suficiente y las deudas o el estilo de vida que está llevando está por encima de sus posibilidades, solicitar más dinero o una nueva deuda, no es algo que se recomiende. No solo le diremos que no se recomienda, sino las razones por qué.

¿Se recomienda solicitar un préstamo?

Evaluando su situación actual y otras opciones, estas son las ocasiones en las que se suele solicitar un préstamo y si se recomienda o no.

¿Para qué quiere el préstamo?

Saber para qué se necesita el dinero es básico para ver las diferentes opciones y si solicitar un préstamo debería ser una opción o no. Los escenarios más comunes pueden ser los mencionados a continuación.

Pagar deudas

Este es el escenario más común por el que las personas se inclinan a solicitar un préstamo. pero debe pensar ¿qué tipo de préstamo vale realmente la pena para adquirir una nueva deuda? Bueno la deuda nueva debe ser en pagos menores a los que tiene ahora con sus deudas, para que cada mes sea más llevadero. Pero debe considerar que podrá estar pagando por un periodo de tiempo más largo, es el precio que debe pagar por hacer cuotas más bajas cada mes. También generalmente se pagará más del dinero que ha obtenido inicialmente, esto debido a los intereses.

Pagar algo que necesita de urgencia

Los gastos necesarios deben especificarse dentro del presupuesto. Estos deben dividirse en corto mediano y largo plazo, entre los más comunes se encuentran financiar el patrimonio como una casa o un coche.

Todo los otros gastos que podrían ser una emergencia de salud o incluso alguna descompostura en el hogar, no deberían ser motivos suficientes para solicitar un préstamo. Esto solo es una señal de que tan poco preparadas están sus finanzas para un inconveniente, es decir no tiene ahorro de emergencia o planes de contingencia. Agregar una deuda a sus finanzas podría ser aún peor si se presentan más inconvenientes.

Financiamiento de cosas no necesarias

Cuando se pide financiamiento para pagar cosas que no se necesita, es un claro ejemplo de cuándo no se debe solicitar un préstamo. Los casos más comunes son cuando pide un préstamo o crédito para pagar una nueva televisión o un celular.

Tener más dinero

Las formas de financiamiento como un préstamo o crédito no son realmente una forma de tener más liquidez para comprar cualquier cosa. Los préstamos y créditos deben solicitarse con un propósito en particular. Por supuesto, después de hacer cuentas en su presupuesto y revisar que efectivamente se puede pagar un préstamo cada mes.

Si lo que piensa comprar o pagar no es necesario, puede hacer modificaciones en sus gastos o utilizar fondos de ahorro, pero no un préstamo.