Seleccionar página

Muchas personas toman cada nuevo año que comienza como una oportunidad para enmendar los errores que se hayan cometido anteriormente. Desde llevar una vida más sana o hasta poder viajar más y relajarse. En otros casos también incluyen, y debería, las finanzas personales.

Cómo poner propósitos financieros

Cuando ya se tiene una familia, o al menos se vive en pareja, todas las decisiones financieras que se toman, tienen un impacto en todos los miembros. Si anteriormente ha intentado comenzar a ahorrar, deshacerse de deudas o simplemente comprar una casa o un coche, sin lograrlo, tenemos una lista de consejos para cumplir con esta meta de forma mucho más fácil.

1. Reuniones periódicas con la pareja

No solo reuniones como citas o estar juntos interactuando, sino reuniones en las que se hable exclusivamente de los temas financieros de la pareja y a situación actual en la que se encuentra. Es importante que ambos estén enterados de los propósitos que se tienen y especialmente que estén en la misma página, es decir que tengan las mismas metas a largo plazo para que ambos puedan juntar esfuerzos y lograrlo más fácil.

2. Recortes sin limitaciones

Para que el ahorro pueda conseguirse y pueda continuar es necesario que encuentre la forma de que no se sienta que está haciendo grandes recortes en su estilo de vida. Para eso debe comenzar recortando gastos que no son completamente fundamentales o necesarios o mejor dicho podrían hasta ser un lujo. Por ejemplo los gastos en salidas y gastos en artículos de aseo personal. trate de encontrar alternativas más económicas, así sigue comprando algo y no vacía sus bolsillos.

3. Prestar atención a los datos financieros

Una gran forma de perder sus datos o hasta ser víctima de fraude es si alguien llega a poner las manos sobre sus datos financieros. Vale la pena que esté consciente de la importancia que es cuidarlos. Algunos consejos rápidos son evitar automatizar el autollenado de datos financieros en tiendas electrónicas. Además de que las demás personas no tendrán acceso en caso de robo del dispositivo, le ayuda a controlar más las compras impulsivas en línea.

Cuando lleguen a casa estados de cuenta o tarjetas pre aprobadas que no se planean utilizar, recuerde destruirlas.

4. Mejorar la dieta y hacer más ejercicio

Es uno de los propósitos de año nuevo más comunes, pero muy pocas personas consideran que este propósito puede traer beneficios a los bolsillos. No necesariamente significa que deba gastar más dinero en comida, solo que lo haga de forma más inteligentes. Por otro lado una vida más sana le ahorra más visitas al médico y compra de medicinas costosas.

5. Actualizar el testamento

Cuando se piensa en planificación financiera la mayoría de las personas solo consideran hacer un presupuesto y tal vez pensar en el retiro. Pero hay mucho más en las finanzas a largo plazo. Documentos como el testamento, seguros y beneficiarios deberían al menos actualizarse cada 5 años. Cada inicio de un nuevo año le ayuda a poner en perspectiva el valor de la seguridad financiera y considerar tener todo en orden para hacer la vida de sus allegados más fácil en caso de que algo llegue a pasar.