Seleccionar página

Las personas que no cuentan con finanzas sanas generalmente no le dan la importancia debida al hecho de contar con deudas, les parece un hecho sin precedentes. Pero esto puede traerles graves problemas, no solo una cantidad de dinero a deber más alta.

Existen dos razones principales por la cual una persona se endeuda:

  • Gasta más dinero del que gana
  • No cuenta con un presupuesto ya sea semanal, mensual o anual para sus gastos.

Consecuencias

Independientemente de cual sea la razón debe poner atención a las consecuencias

Intereses por retraso

Esto es lo primero que sucede cuando deja de pagar una deuda. Esto puede causar el llamado efecto “bola de nieve”. Si no tiene cuidado puede hacer aún más grande una deuda o adquirir otra mayor.

Buró de Crédito

Al dejar de pagar intereses automáticamente entrará a la lista de negra de deudores en el buró de crédito. Aunque sabemos que el Buró es también una institución que guarda todo su historial, seguramente el que se tenga un registro sobre el mal uso de sus deudas tendrá un impacto en otras instituciones a las que planee acudir en un futuro.

Embargo de sus bienes

Cuando ha llegado a una cantidad de deuda mayor, seguirán también las consecuencias mayores como el embargo de bienes. Los bancos pueden llevarse los muebles y vehículos pero si encuentran algún otro objeto de valor a su paso también lo tomarán.

Incapacidad de recibir nuevos servicios o productos

Si se endeudó con alguna entidad financiera y pretende adquirir otro servicio tenga por seguro que ésta antes que otorgarle alguna facilidad se cobrará el dinero o parte de lo que usted debe.

No contar con bienes a su nombre

Puede llegar el punto en que ninguna entidad quiera otorgarle un préstamo o crédito así que se verá en la necesidad de usar algún intermediario. Sin embargo cuando obtenga el bien deseado, este no será legalmente suyo lo que también puede traer otro tipo de problemas legales.

¿Qué hacer?

El primer paso es tomar consciencia. Una vez que se dé cuenta que dejar de pagar o tener deudas cada vez más grandes pueden trascender en su vida cotidiana, es el momento de actuar:

Dar pagos

El siguiente paso es no dejar de pagar. Sin importar si lo hace de manera atrasada o en pagos muy pequeños, la clave consiste en crear este hábito de tratar de saldar sus deudas. Al menos si aparece en el buró de crédito en la lista negra aparecerán también estos movimientos que demuestran su interés por hacer las cosas bien.

Revisar presupuesto

Es necesario examinar en qué cosas se está yendo su dinero, y si estas son necesarias. De otra manera es necesario hacer recortes y empezar a llevar un estilo de vida ahorrativo.

Cuando logre superar esta deuda, aplique las lecciones aprendidas en sus finanzas personales. Al momento de verse apunto de adquirir una gran deuda analice si es necesario, de ser así haga un plan para solventarlo y evite meterse en problemas financieros.